¿Hay que hacer reposo después de la FIV?

24 de mayo de 2022
·
María Teresa Draper Viada

Una de las preocupaciones que presentan muchas mujeres tras los tratamientos de Fertilidad y especialmente tras la transferencia de embriones, ya sea en fresco o congelados, es si deben hacer reposo tras la técnica reproductiva. Necesitan saber qué pueden y qué no pueden hacer para mejorar los resultados de la FIV.

¿Es necesario hacer reposo después de la transferencia?

Tras la transferencia embrionaria no es necesario guardar reposo más allá de unos minutos en el centro de reproducción. Lo correcto es llevar vuestra vida con normalidad, eso sí, evitando los deportes de impacto o que requieran un sobreesfuerzo.  Además, no hay problema en caminar después de la FIV.

Reducir el estrés

Los tratamientos de fertilidad son estresantes, habéis estado superando una carrera de obstáculos, desde el diagnóstico hasta el tratamiento que pone a prueba vuestra estabilidad emocional.

En el momento en que se transfiere el embrión al útero, parece como que la suerte está echada y aparecen sentimientos de responsabilidad y también de miedo. No queréis perjudicar la implantación de dicho embrión con vuestros hábitos de conducta y echar por tierra el camino hecho con tanto esfuerzo.

hacer-reposo-despues-de-la-fiv

Es normal que a medida que se acerca la determinación de la Beta HCG os sintáis inquietas e incluso angustiadas. Es bueno intentar distraerse con el trabajo o actividades habituales.

No os aconsejamos la baja laboral o dejar de hacer vuestra vida normal ya que hay evidencia que demuestra que el reposo no mejora las tasas de embarazo.

Si a pesar de todo os sentís un poco desbordadas, os recomendaría programar algunas sesiones de yoga o incluso un acompañamiento psicológico.

Otros consejos después de la FIV

Después del tratamiento de Fecundación in Vitro hay que intentar seguir las pautas de medicación que vuestro médico os haya marcado. Además, os recomendamos estas indicaciones generales:

  • Mantened una dieta equilibrada, rica en frutas y verduras; lácteos siempre pasteurizados; pescado, de pequeño tamaño para reducir la ingesta de metales pesados; evitad carne cruda y embutidos curados.
  • Eliminad el alcohol totalmente, hasta la prueba de embarazo, y si es positiva, hasta que abandonéis la lactancia tras el parto.
  • Seguid con el polivitamínico que garantice la entrada de ácido fólico y vitaminas que ya estabais tomando previamente.
  • En cuanto a las relaciones sexuales, la mayoría de las clínicas aconsejan interrumpirlas durante la BetaEspera. Debemos contar también que hay algunas corrientes que opinan que pueden tener incluso un efecto protector de la implantación.

Todo esto es una guía de consejos para que os sintáis mejor y participéis del proceso, pero evitad los sentimientos de culpabilidad, sobre todo tras una Beta Negativa. No sois responsables del fracaso de la implantación.

Son solo comentarios que os pueden ayudar, mantened una actitud positiva, con esperanza pero con realismo.

Primera visita de fertilidad gratuita

Solicita de manera gratuita la primera visita en tu centro más cercano

No hay comentarios

AÑADIR COMENTARIO