Conocer a nuestro hijo antes de nacer

11 de marzo de 2014
·
María Arriaza Gómez

Tras tanto tiempo de anhelo ha llegado el embarazo. El mundo ha cambiado para ti, los días tienen otra luz y hasta las molestias de los primeros meses son agradables de sentir. Atrás quedaron los nervios de la betaespera, la incertidumbre de las primeras visitas a la clínica... vas a ser madre y todo ha merecido la pena.

 Desde el primer momento en que una mujer descubre que está embarazada comienza a experimentar emociones, sentimientos, miedos, fantasías, interrogantes y sensaciones muy intensas.

  Junto a los lógicos, esperados y conocidos cambios corporales, la futura mamá va pasando por distintos estados emocionales, muchas veces desconocidos, por ejemplo es frecuente que la mujer embarazada sienta una necesidad de ocultación, enmascaramiento, protección o represión y contención afectiva más intensa de la habitual.

 También se dá la necesidad de encontrarse en un medio entorno de pareja y familiar cercano, pero sin sobreprotección, entorno de pareja y familiar en el que buscará apoyo, comprensión y ayuda.

 eco 3dEn todo este escenario emocional, más o menos compartido con la pareja o con la familia, destaca sobre otros muchos aspectos, la necesidad de conocer al bebe, el miedo a cualquier posible contratiempo a cualquier alteración, genera esa necesidad permanente y no siempre comunicada, de saber cómo estará su bebé, cómo será su bebé.

 Invariablemente, todos los padres tenemos la curiosidad y la necesidad de conocer a nuestros bebés mientras están dentro del vientre materno. ¿Qué harán? ¿Cómo se comportarán? ¿A quién se parecerán? ¿Vendrá todo bien?

 Hoy en día, podemos conocer a nuestro bebé antes de nacer, empezar a ponerle rasgos y parecidos familiares, aspectos, actitudes, observando movimientos de manos, bostezos y todos esos signos de vida, que tanto anhelamos percibir.  Todo ello es posible gracias a las Ecografías 3D/4D, que en aquellos casos en que el bebé lo desea y nos lo permite, podemos apreciar con gran realismo.

 Estos estudios, realizados por profesionales altamente cualificados y en centros debidamente autorizados para la realización de los mismos, nos darán, además de las primeras “fotos” de nuestros hijos”, un informe médico sobre aspectos de mucha mayor trascendencia que la propia carita de nuestro hijo.

 Si solicitamos la realización de una ecografía 3D-4D, podremos ver los rasgos de nuestro bebé con todos los detalles de integridad morfológica, aún encontrándose dentro del vientre de la mamá. Podremos observar y visualizar los “movimientos que se notan dentro de la barriga de la mama” y que corresponden a movimientos de estiramiento del bebé y cambios de postura que nunca podríamos imaginar.

 Nuestros bebés tienen la capacidad de adoptar posturas imposibles, para adecuarse al vientre materno. Ellos también tienen sueño y bostezan, por eso en determinados momentos del día no notamos nada, ellos también duermen y no coinciden precisamente con los momentos en que la madre descansa.

 Nuestros pequeños tienen vida y en su pequeño mundo, que es el útero de su mamá, juegan con sus manos, sus pies…y muchos padres, una vez nacidos sus bebés identifican eso que vieron a su hijo hacer en el vientre de  su madre, con las costumbres que tienen de recién nacido.

Primera visita de fertilidad gratuita

Solicita de manera gratuita la primera visita en tu centro más cercano

Comentarios (5)

  1. Avatar de Ana
    Ana
    2 de abril de 2014 09:26

    Yo ya estoy deseando quedarme embarazada y ni te cuento la ilusión que me hace el pensar en verle la carita!

  2. Avatar de Brenda
    Brenda
    11 de marzo de 2014 17:20

    Muestro bebé es más bonito que la foto que habéis puesto. De verdad, nuestras fotos y nuestro vídeo son fantásticos, ya se los hemos enseñado a toda la familia. ¡¡Estamos encantados!!

  3. Avatar de Tania
    Tania
    11 de marzo de 2014 17:08

    ¡¡¡¡¡Momentazo!!!!!!!

  4. Avatar de Mayte
    Mayte
    11 de marzo de 2014 16:43

    Estoy totalmente de acuerdo, es un momento impresionante. Se chupaba el dedo, era tan linda, sólo deseaba poderla tener entre mis brazos, para ver al natural esa carita preciosa. ¡Ah! y por supuesto, cuando salí me fui directa a la farmacia a comprarle un chupete.

  5. Avatar de Upe
    Upe
    11 de marzo de 2014 14:37

    Lo más emocionante del mundo hasta que lo tuve entre mis brazos!! Os lo aseguro, es algo increible, te embarga la emoción, es casi como si ya pudieses tocarlo, acariciarlo,… Un momento fantástico!

AÑADIR COMENTARIO