Todo lo que tienes que saber si la maternidad es uno de tus propósitos de año nuevo

8 de enero de 2024
  • Según un estudio, los cambios en la duración de la luz durante los meses de invierno favorecen la calidad tanto de los óvulos como de los espermatozoides1
  • En España 1 de cada 6 parejas tienen problemas de fertilidad y necesitan recurrir a la reproducción asistida para poder tener hijos2
  • Igualmente, gracias a la Fecundación In Vitro (FIV) y a la Inseminación Artificial (IA), mujeres solas y parejas de mujeres pueden cumplir su sueño de ser madres

Con la llegada de un año nuevo, llegan también nuevos ánimos y, como consecuencia, nuevos propósitos. Los días posteriores a las fiestas de fin de año suelen ser un periodo de tiempo para pensar, para replantearse nuevos objetivos y planificar a futuro cómo conseguirlos. En algunas ocasiones, los propósitos pueden estar relacionados con la vida laboral, con la vida de pareja, cuestiones personales e incluso con un proyecto de familia. En este contexto, la consecución de un embarazo puede ser y es efectivamente el propósito de año nuevo de una gran cantidad de mujeres y parejas.

De hecho, de acuerdo con un estudio publicado por la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, los meses de invierno presentan una gran oportunidad para buscar un embarazo, ya que los cambios en la duración de la luz durante estos meses pueden favorecer la calidad de los óvulos y la de los espermatozoides1. Sin embargo, a pesar de la época y la estación del año, algunas mujeres no logran quedar embarazadas de manera natural.

Según la Sociedad Española de Fertilidad (SEF), 1 de cada 6 parejas tienen problemas de fertilidad y necesitan recurrir a la medicina reproductiva para poder tener hijos2. Además, la Dra. Elena Traverso, ginecóloga de la clínica de reproducción asistida Ginemed Jerez y San Fernando, asegura que “hoy en día, los tratamientos de fertilidad no solo ayudan a parejas heteronormativas que buscan tener hijos y no logran conseguirlo de manera natural. La medicina reproductiva es fundamental para aquellas personas que no podrían quedar embarazadas sin recurrir a técnicas de reproducción asistida y sueñan con formar su familia, como son las familias monoparentales y homoparentales”.

Con el objetivo de informar de manera responsable y cuidar la ilusión de aquellas personas que sueñan con formar una familia en 2024, la Dra. Traverso comparte algunas recomendaciones para tener en cuenta a la hora de iniciar un tratamiento de fertilidad:

  • Prueba de fertilidad: la ginecóloga de Ginemed recuerda que “es importante iniciar las pruebas de fertilidad respetando los tiempos de búsqueda, es decir, tras un año de esterilidad en parejas sin patología reconocida y un periodo de seis meses, si la mujer supera los 35 años o padece una patología conocida”.
  • Tipos de tratamientos: entre las diferentes opciones y/o tratamientos de reproducción asistida que ofrece la medicina reproductiva, la especialista destaca dos grandes grupos, Inseminación Artificial (IA) y Fecundación In Vitro (FIV). La primera técnica consiste en el depósito de una muestra de semen, previamente preparado en el laboratorio, dentro del útero en el momento de la ovulación.3 Mientras que, en la segunda, se recuperan los óvulos mediante una punción folicular y luego son fecundados en un laboratorio. En el caso de la inseminación, la fecundación puede realizarse tanto con espermatozoides propios como de un donante. En el caso de la FIV, también los óvulos pueden provenir de una donante3.
  • Llevar un estilo de vida saludable: la Dra. Elena Traverso asegura que llevar un estilo de vida saludable no solo favorece la salud en general, sino también la reproductiva. La especialista comenta que factores externos como “el seguimiento de una alimentación variada y equilibrada, la práctica de ejercicio (aunque sean 20 minutos por día), el descanso diario entre seis y ocho horas por día y, sobre todo, evitar el consumo de tabaco, alcohol y el exceso de café, pueden influir en la respuesta ante los distintos métodos de reproducción asistida”.
  • Mantener la ilusión: por último y no por eso menos importante, la ginecóloga de Ginemed asegura que “es importante mantener la ilusión y disfrutar del camino hacia el objetivo”. En algunas ocasiones, el deseo de formar una familia de manera natural es tan significativo que, ante la primera dificultad o adversidad, la ilusión puede verse afectada o disminuida. “Sin embargo, el objetivo no cambia, simplemente el método es diferente. A la hora de comenzar un tratamiento de fertilidad, la ilusión tiene que estar puesta en la consecución del embarazo y en el disfrute de comenzar un proyecto de familia”, comenta la Dra. Traverso.

 

Referencias

  1. Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos
  2. Sociedad Española de Fertilidad - SEF
  3. Ginemed - Tratamientos de reproducción asistida para conseguir el embarazo

Primera visita de fertilidad gratuita

Solicita de manera gratuita la primera visita en tu centro más cercano

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *