Diabetes y Embarazo ¿cómo evitar riesgos?

14 de noviembre de 2014
·
Patricia Marín Segura

Hoy se celebra el Día Internacional de la Diabetes, y como ginecóloga y especialista en Obstetricia, me es inevitable pensar en las pacientes embarazadas que padecen esta enfermedad, ya sea anterior –Diabetes pregestacional- o durante la gestación –Diabetes gestacional-.

Porque si durante el embarazo es normal sentir miedos e incertidumbres por los cambios que sufre nuestro cuerpo, combinarlo con la Diabetes supone además un nivel añadido de estrés para la mujer.

logo_dmd(1)Pero ¿cómo minimizar riesgos al respecto?

La obesidad y el sedentarismo están consideradas unas de las principales causas de la Diabetes, por eso, llegar al embarazo con una buena salud metabólica es esencial para prevenir la diabetes gestacional o para minimizar los riesgos de la diabetes pregestacional.

Evitar el consumo de alcohol y el tabaco, llevar a cabo una dieta sana y equilibrada y el ejercicio físico, son algunos de los hábitos que podemos tomar como principal medida de prevención de la Diabetes.

Actualmente 1 de cada 10 mujeres padecen diabetes gestacional. ¿Qué causas la originan?

La diabetes gestacional se definido como la alteración de la tolerancia a los hidratos de carbono de gravedad variable, iniciada o reconocida por primera vez durante el embarazo.

 Y aunque existen factores de riesgos asociados a la genética (antecedentes familiares), es más frecuente en pacientes mayores de 35 años, que hayan padecido diabetes gestacional en otros embarazos, o que padecen otros síndromes metabólicos, como por ejemplo, el Síndrome de Ovario Poliquístico.

El diagnóstico temprano es vital en este aspecto, ya que nos permitirá llevar a cabo un mayor control de la enfermedad, y por tanto, menos riesgos tanto para la madre, como para el feto. En este sentido, empezamos con las pruebas de cribado (Test de O'Sullivan) y en el caso de que éstas fueran positivas, iniciamos las pruebas diagnósticas (sobrecarga oral de glucosa).

La diabetes gestacional se asocia a aumento del peso fetal, aumento del volumen de líquido amniótico, partos pretérmino, traumas durante el parto por fetos grandes, mayor riesgo de cesárea, hipoglucemia neonatal y mayor riesgo de obesidad y diabetes en las etapas posteriores de la vida del niño.

Por eso, es tan importante que llevemos un control exhaustivo, ya que cuanto mejor sea el control de la diabetes durante la gestación, menor será el riesgo asociado al embarazo, parto y vida posterior del niño.

Cuando la Diabetes existe antes del embarazo, es muy importante que la paciente planifique su gestación desde el mismo momento en el que desea ser madre, poniéndose en contacto con su endocrino y ginecólogo, con el objetivo de alcanzar los niveles glucemicos y de hemoglobina glicosilada adecuados antes a la concepción, evitando posibles problemas en el feto.

Por tanto, futuras mamás, recordad la importancia de llevar un vida sana, una buena alimentación, y el mayor control médico posible. Nada podrá haceros olvidar que estáis viviendo los 9 meses más maravillosos de vuestras vidas.

Primera visita de fertilidad gratuita

Solicita de manera gratuita la primera visita en tu centro más cercano

Comentario (1)

  1. Avatar de Charo
    Charo
    15 de noviembre de 2014 00:16

    Muchas gracias Dra. Marín. Todas estas explicaciones y aclaraciones me han llegado en el momento en el que las necesitaba.

AÑADIR COMENTARIO